Portada / Andalucismo / ¿Es posible en Andalucía un fuerza política relevante verde?

¿Es posible en Andalucía un fuerza política relevante verde?

corazonverdeEl acontecimiento más relevante desde el punto de vista de la ecología política en España, durante el año 2010, es la aparición del proyecto Equo.

Aproximadamente a comienzos de julio pasado, el que fuera directo ejecutivo de Greenpace, dio un paso adelante, y afirmó que pretendía contribuir a la construcción de una fuerza política verde relevante en el Estado.

Los valores medioambientales defendidos durante años por el líder ecologista se han revelado como el verdadero parapeto contra la crisis civilizatoria que vivimos. Ecología y Equidad están en el centro de Equo. El deterioro medioambiental, el incremento del desempleo y la desigualdad, la crisis política y de la democracia, la ruptura de los vínculos cívicos, son efectos del modelo económico especulativo y depredador que vivimos. Conocíamos a los culpables.

Las organizaciones políticas con más trayectoria, personas del mundo de la ecología política y algunas organizaciones ecologistas, han percibido desde el principio que apoyar el proyecto Equo podía ser determinante para la creación de una herramienta de la ecología política con posibilidades de triunfo.

En septiembre pasado defendí en Madrid la posición de LVA, con el resto de partidos verdes del Estado una declaración de apoyo a Equo, salió adelante. También defendimos que la voz de la ecología política en el marco del Estado debía ser Equo. Estamos respetando estas posiciones, no solo por coherencia política, si no porque sabemos que es una necesidad imperiosa de la sociedad la creación de una tercera vía política, que represente a la izquierda desde los presupuestos de la ecología política.

Menciono la palabra izquierda con absoluta intención. Hoy la socialdemocracia ha abrazado las posiciones económicas de la derecha, se ha entregado a los mercados y ha olvidado a las personas. El espacio que deja, debe ser ocupado por la izquierda que representa la ecología política; una opción sensata que plantea, de entrada, cuidados paliativos contra el dolor colectivo.

Esto está ocurriendo ya de forma trascendente en Francia y Alemania, con fuerzas políticas verdes que recogen más del 10% y del 20% de voto respectivamente. Pero también en Colombia o Brasil, donde los partidos verdes se han situado como segunda y tercera fuerza política respectivamente.

Los grandes valores de la izquierda hoy son los de siempre, libertad, igualdad y fraternidad (solidaridad). En Europa se encarnan en la ecología política sobre tres horizontes. El europeista y cosmopolita; necesitamos más Europa política, más Europa ciudadana y más fuerza en las instituciones con control democrático. El horizonte cooperativo; toda la ciudadanía debe tener los mismos derechos, más federalismo, menos foralismo, menos bilateralismo. Y, por último, la economía verde frente a la economía especulativa; el Nuevo Acuerdo Verde o Green New Deal.

¿Es posible en Andalucía una fuerza política relevante verde?

¿Es posible un andalucismo ecopolítico?

El guante está echado. Seguiremos hablando sobre el asunto.

4 Comentarios

  1. estoy muy deacuerdo con “r”. hace tiempo propuse una iniciativa AVS (Andalucia Verde y Solidaria), pero fue a destiempo, hace 10 años, y solo fue una propuesta entre amigos que no cuajó. ecologia, equidad-solidaridad, nuevos valores, pero con identidad de territorio, y sa identidad en este momento creo que pasa por al ambito andaluz, hay un vacío-desencanto tanto en la opciones politicas de la izquierda, como del andalucismo, sin embargo hay fuertes valores de izquierda y fuerte identidad de territorio en andalucia sin representación, ojo: andalucismo internacionalista, de accion global, no nacionalista, o al menos no el concepto de nacionalista que se ha extendido en España…me gusta la idea de paralelo36

  2. Tios, no entiendo este nacionalismo excluyente. ¿a alguien le suena eso de ser ciudadanos del mundo?.
    Yo, y vosotros somos Andaluces por que hemos nacido o vivido entre despeñaperros y Gibraltar, si lo pensais por puro azar. Y si. Una fuerza política de color espinaca se hace necesaria en Andalucia y en el resto de España y Europa .
    El mismo aire mueve los molinos de Albacete y de Cordoba, el mismo agua riega los naranjos de Alicante y de Sevilla, constantemente miles de personas cruzan las lineas ficticias de las fronteras que nos empeñamos en dibujar. Asi debe ser tambien con las ideas….. Un poquito de perspectiva amigos.
    Un saludo
    Juanma..

  3. Si esa organización política tuviera como ámbito de actuación Andalucía, perfecto. En el momento que la organización tenga como ámbito el estado, mal vamos. Me parece incompatible ser andalucista y ser de una organización política donde las directrices se marcan fuera de Andalucía. El discurso andalucista tendría ahí el mismo sinsentido que el que tiene actualmente en IU, PSOE o PP, es decir, ninguno.

  4. En Andalucía, sí, que fuera a su vez andalucista, en el estado, NO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *